Especialistas en reclutar talento digital

¿Quién tiene “talento” y quién no? SPOILER: ¡Todos tenemos Talento!

Publicada:

Autor: Josue Roberto Sencion Cruz

Empecemos con una pregunta rápida: ¿Quién dice quien tiene talento y quién no?

Toma 2 manzanas de éstas 3 y ¿Qué tienes? La respuesta que espera recibir la prueba del IQ es 1 manzana, si dijiste 2 (como yo) entonces, ¿no eres inteligente?

Gente muy importante, como el Alcalde de Londres en 2013 Boris Johnson, ha fallado a contestar correctamente. ¡De acuerdo! la prueba del IQ es una medición, más que una prueba como tal. Poder contestar o no, una sola pregunta fuera de la prueba, no es indicativo de nada, sin embargo, ¿quién dice quien tiene talento y quién no?, ¿tu nivel socioeconómico?, ¿la cantidad de maestrías y doctorados que tienes?, ¿los cerebritos de MENSA? (si son tan inteligentes, ¿por qué escogieron ese nombre, eh?). Esto no es cierto y no ayuda a descubrir tu inteligencia o talento de ninguna forma. Ayuda a llenar espacio en tu perfil de LinkedIn y justificar contrataciones a los abogados de la empresa, pero de ninguna forma prueba o no tu capacidad de tener talento.

Ser inteligente no es lo mismo que tener talento.

¿Una cosa es mejor que la otra? eso lo dejaré a su consideración estimados lectores.

Para efecto de que hablemos el mismo idioma durante los próximos 15 minutos (si, te va a llevar 15 minutos leer esto y vale la pena, creeme), definamos la inteligencia, como “la facultad de nuestra mente para aprender cosas nuevas” y el talento, como “la capacidad para aprender cosas nuevas con facilidad”.

Acorde a lo anterior, todos y cada uno de nosotros somos inteligentes, ya que aprendemos todos los días a hacer cosas nuevas, como usar los nuevos parquímetros o dar de alta una cuenta en Facebook. Talento es la capacidad para aprender a hacerlo con mayor o menor facilidad.

Mi mundo se volteó por completo cuando supe todas las cosas que Guillermo González Camarena hizo cuando vivía. Por cierto, ¿sabías que era ingeniero, inventó la televisión a color, construía sus propios telescopios, era un extraordinario pintor y hasta componía canciones que grupos famosos tocaban en la radio? ¡Demonios! hasta construyó un platillo volador que los rumores dicen que el ejército confiscó por razones desconocidas (cof, cof, aliens, cof, cof) 

La pregunta no es si tengo talento o no, la pregunta es ¿quiero aprender algo nuevo?

González Camarena, Steve Jobs, Mark Zukerberg, Elon Musk, ninguno de ellos es más inteligentes que tú, ya hemos establecido eso. ¿Son más talentosos que tú? Probablemente, pero la pregunta correcta no es esa, la pregunta correcta que ellos se hicieron fue: ¿Quiero aprender algo nuevo?

Si te haces la misma pregunta, lo más probable es que tu respuesta sea si, el puro hecho de que estés leyendo esto lo prueba. Además, todos queremos aprender algo, otro idioma, a programar una app o hablar en público. La siguiente pregunta que todos esos famosos lograron contestarse y que vas a tener que hacerte en algún momento es: ¿Cómo poder hacer más fácil para mí aprender algo nuevo?

Sólo tú te conoces a ti mismo, tu sabes a qué ritmo, con qué herramientas y qué es lo que quieres aprender, existen sitio web como Lynda.com, Skillshare.com, hasta Masterclass.com con las que puedes aprender un millón de cosas para hacer mejor tu trabajo, para mejorar tu vida, para sentirte mejor contigo mismo, para hacerte famoso y para ayudar a las personas. Sin embargo, esto ya lo sabías. No importa quien seas, ni lo que hagas, o quieras hacer, lo más probable es que nunca uses estos sitios, o si lo haces, nunca lo pones en práctica y el problema de raíz, la verdadera causa de tu talento truncado, es no tener tiempo.

El día tiene 24 horas, ¡es muchísimo tiempo!, ¿no? 8 horas para dormir, 8 horas de trabajo, 2 horas para el tráfico, 3 hora para desayunar, comer y cenar y 3 horas entre redes sociales y Netflix. ¡Y se acabó! ¿A qué hora practicas un nuevo idioma?, ¿A qué hora aprendes a pintar, a tocar el piano, la guitarra?, ¿A qué hora tomas un curso de ingeniería avanzada sobre cómo hacer tu propio telescopio? a González Camarena le daba tiempo, ¿por qué a ti no?

Empieza por ordenar las cosas que haces en el día.

Vivimos en la era de la tecnología, ¿cierto? debe haber herramientas digitales que te ayuden a hacer esto. ¡Cierto! tu app de agenda y tu app de alarma. Nada más.

Tener orden en tu día te llevará a tener talento.

Si empiezas por ordenar tu día, te vas a levantar a una hora, vas a tender tu cama, harás algo de ejercicio, te bañas y ¿ahora qué? son las 7 de la mañana y ya has hecho tantas cosas que tu cerebro no te va a dejar parar ahí.

A las 7:30 prepararás un poco de fruta para desayunar, ¡tienes tiempo! al rato ni si quiera te vas a acordar del sándwich grasiento que normalmente comías al medio día en la oficina.

El ejercicio y tu alimentación te van a hacer sentir más saludable, más contento, te sientes bien. Empiezas a sonreír más, leer más, conocer más, abrirás tu mente a nuevas opciones. Más cosas van a ocurrirte, desafiarás más a tus empleados, cuestionarás más a tus jefes, estarás más atento y más gente querrá conocerte, pasar tiempo contigo, tienes más oportunidades a tu alcance. Encuentras más y mejores alianzas, más y diferentes ofertas de trabajo.

Parece que la disciplina está peleada con el talento, pero es la disciplina la que te hace mejorar el orden en tu vida y por ende la que te lleva a tener tiempo para aprender más cosas y tener más talento.

Todos somos inteligentes y todos tenemos talento, el problema es que no tenemos tiempo para encontrarlo.

“Everything in this world… was created by people no smarter than you” 

¿Ahora entiendes mi punto? La prueba del IQ, todas las maestrías y doctorados que puedes llegar a tener, no se comparan con tener orden en tu día. Tener orden en tu día, probablemente te lleve a resolver más pruebas, tener una mejor educación y superar poco a poco tu propia capacidad de aprender con mayor facilidad cosas nuevas o, en otras palabras, tener más talento.

Todas las cosas que existen alrededor tuyo, fueron creadas por personas, que no eran más inteligentes o más talentosas que tú. Si te preguntas ¿cómo lo hicieron? la respuesta es muy simple, tuvieron el tiempo y la motivación para hacerlo.

Tres formas para mostrar tu talento a los demás

Cuenta tu historia en Instagram

Todos tenemos una historia que contar y los reclutadores están escuchando.

Usa pequeñas historias de Instagram para contarle a tus seguidores que es lo que haces, que es lo que te emociona de tu trabajo, que es lo que más disfrutas hacer y cuáles son tus logros de los que estás más orgulloso.

Si tu cuenta es privada y no eres influencer, es probable que el reclutador se pierda tus posts, pero el objetivo real es compartirlo con tu red de amigos, ellos verán tus historias y el “boca en boca “hará el resto.

Unos tips que te puedo dar:

1. Ve a más eventos de emprendedores, platica con expositores, y luego cuenta a tus seguidores pequeñas semblanzas de lo que aprendiste.

2. Por la mañana, cuando lees blogs de temas relacionados a tu industria, comparte las noticias que para tí sean las más significativas.

3. Siempre que te feliciten por algo en la oficina, cuéntale a tus seguidores porque te hace sentir orgulloso esa felicitación.

Sube tu perfil laboral a plataformas sociales pequeñas

Desde que abrí mi cuenta en Angel List y Hired.com he tenido los acercamientos con las empresas más interesantes que jamás hubiera imaginado.

Una de ellas fue Talkpush. Una startup internacional donde se tienen juntas cada 6 meses en Hong Kong, oficina privada en WeWork de Virreyes, suite completita de HubSpot, todos los juguetes necesarios para hacer sentir inmortal a cualquier Mercadólogo digital.

Al final no cuajó la relación, pero ahora conozco a Pia, la mercadóloga estrella de Talkpush, me cae súper bien y seguimos nuestras historias en Instagram, en algún momento haremos algo juntos.

Haz varias versiones de tu CV

No hay dos candidatos iguales, y tampoco hay dos vacantes iguales.

La empresa que te está buscando, quiere oír como tu historia hace match con la de ellos. Qué mejor forma de contar tu historia que haciendo una versión personalizada de tu CV, pero con tantas versiones de tu CV en Word o en Google Drive puede que se vuelva algo confuso.

En vez de eso, yo uso standardresume.co la cual es una herramienta digital para crear tantas versiones de tu CV como sean necesarias. Cada una con insights enfocados a los requerimientos específicos que pide cada vacante.

En conclusión

No existe ninguna prueba que pueda comprobar que eres o no talentoso y eres igual o más inteligente que la persona más inteligente de este planeta. ¿Quieres aprender cosas nuevas? Eres talentoso, ahora sólo debes descubrir de qué forma se te facilita más a ti.

Empieza por poner orden en tu día, ponte un horario para levantarte, hacer ejercicio, tus comidas y terminar de trabajar por la tarde, ¡Encuentra el tiempo para ser talentoso!

Comparte tu historia, no tiene que ser en Instagram forzosamente. Si se te facilita escribir puedes hacer un Blog en Medium, si se te facilita tomar fotos, abre una cuenta en 500px. Sube tu perfil laboral a plataformas sociales y cada que tengas un acercamiento con una empresa que está reclutando, cuéntale tu historia de cierta forma que parezca que todo lo que has hecho durante los últimos 2 años, te ha llevado a trabajar con ella.

¡Hasta la próxima!

 

Por: Josué Roberto Sención Cruz / Jefe de Marketing en DPLY

Ver más notas